Ser madre a partir de los 40

Madres mayores, peligros y puntos positivosSer madre, después de haber cumplido los 40, es una situación cada vez más común. Quedar embarazada a esa edad supone más riesgos pero no todo son inconvenientes. La madurez para educar a los hijos es una de sus ventajas.

Mamá con más de 40

Las famosas son un ejemplo de mujeres que deciden ser madres cuando ya han pasado los 40. Muchas de ellas han esperado hasta entonces por cuestiones relacionadas con sus carreras profesionales. Precisamente, esta razón es la que ha llevado a gran cantidad de mujeres a aplazar su maternidad. Tras acabar los estudios, encontrar un trabajo estable y asentarse en el hogar, no es extraño que los 40 estén próximos. El cuerpo ya no está en su mejor momento para asumir un embarazo pero la mente sí. Muchas veces, eso es suficiente.

Lo positivo de un embarazo después de los 40

La madurez mental de la madre es lo más positivo de tomar esta decisión. Existen estudios que demuestran que a estas edades hay más formación y mayores recursos para tomar decisiones inteligentes.
Otro aspecto positivo es relativo a la alimentación. A esta edad se tiene mayor capacidad para elegir una alimentación equilibrada y transmitir esas costumbres al hijo.

Inconvenientes de ser madre después de los 40

El más importante de los inconvenientes es la dificultad biológica de quedar embarazada. La maternidad y paternidad son más complicadas a esas edades y, a veces, es necesario recurrir a métodos de reproducción asistida. Además aumenta el riesgo de anomalías congénitas en el feto y de abortos espontáneos.

Imagen de Alena Ozerova – Fotolia.comSimilar Posts: